Hoznayo

En un entorno natural de incomparable belleza y grandes oportunidades de ocio y entretenimiento en familia se ubica la localidad de Hoznayo, municipio de Entrambasaguas, un ejemplo de relajación en un magnífico enclave al norte de Cantabria y a solo 20 kilómetros de la ciudad de Santander. Los alrededores resultan perfectos para los turistas interesados en poner en práctica deportes de aventura y ser protagonistas de una agradable tradición y gastronomía típicas. Se han encontrado en el territorio yacimientos del Paleolítico y de la Edad de Bronce así como restos cerámicos y de edificaciones del medievo, con la primera mención documentada del municipio fechada en el año 1210. La zona conserva a día de hoy un encantador carácter rural, con el atractivo de gozar de unas excelentes comunicaciones y un buen número de lugares de interés para recorrer y poder disfrutar, así, de una experiencia vacacional inolvidable.

Hoznayo invita a disfrutar de un llamativo recorrido por emblemáticos lugares históricos de interés donde descubrir la cultura y costumbres de la región y que muestran la huella de antiguas civilizaciones entre una importante arquitectura medieval en torno a un escenario natural privilegiado. Destacan la Iglesia de la Asunción, de estilo barroco, que cuenta con una retablo interior dedicado a la Virgen, la Casa y capilla de los Condes de Torrehermosa o el Palacio de los Acebedo, una construcción palaciega de principios del siglo XVII y que predomina como principal símbolo del patrimonio artístico del lugar. Asimismo, el municipio de Entrambasaguas, a cuatro kilómetros de distancia, se rodea de un sinfín de atractivos, entre edificaciones populares como los molinos harineros y cautivadores rincones naturales como la Fuente del Francés o el nacimiento del río Aguanaz.

Hoznayo se localiza en la zona sur de la bahía de Santander, un destino de tradición rural donde contemplar relieves montañosos y multitud de prados de siega que conforman un enclave único coronado por el monte Vizmaya, un lugar perfecto desde donde divisar todo el término municipal y que cuenta con más de once kilómetros de senderos que parten de la localidad de Santa Marina y recorren rincones tan llamativos como las antiguas minas de hierro o el Camino de La Rañada. Entre Navajeda y Entrambasaguas es posible disfrutar de una extensa red de itinerarios por donde caminar y que enlazan la zona de Riotuerto y la carretera de Alisas, unos alrededores que proponen compartir un agradable trayecto por algunos de los lugares más recónditos y cautivadores de la comarca de Trasmiera.

Hoznayo cuenta con cómodos y acogedores hostales y hoteles, algunos con restaurante, perfectamente localizados en la carretera que atraviesa la localidad. Se trata de alojamientos orientados al descanso y dotados de todo lo necesario para hacer sentir a sus huéspedes como en casa, con servicios de calidad e instalaciones elegantes y funcionales.

Hoznayo goza de una cómoda ubicación y accesos por carretera que comunican a través de la N-634, la S-10 y la A-8 o Autovía del Cantábrico con otras importantes ciudades y localidades cercanas de la provincia. El Parque de la Naturaleza de Cabárceno se ubica a quince minutos en coche, mientras que destinos como Santander y Torrelavega se encuentran a 20 y 35 kilómetros respectivamente.

Hoznayo cuenta con una población de poco más de 1.000 habitantes y desarrolla uno de sus principales eventos culturales el 19 y 20 de octubre, durante las ferias y fiestas de San Lucas. La gastronomía cántabra alcanza su mayor exponente en la variedad y calidad de sus mariscos y sus carnes, con populares especialidades de prestigio como los maganos encebollaos en su tinta o la merluza en salsa verde.