Un museo para el pasado del vino

Fuentenebro es un pequeño pueblo de la provincia de Burgos enclavado en uno de los más extensos términos municipales de Castilla y León –ocupa 38,69 kilómetros cuadrados-. Aquí, en un territorio que antaño estuvo sumergido bajo las aguas del mar (tal y como han demostrado los fósiles marinos encontrados en las grutas horadadas en los paredones calizos del entorno –donde habitan los buitres-), unas viejas bodegas rehabilitadas muestran como era, antaño, el oficio vinatero.

Ubicada como está la localidad en el extremo sur de la provincia de Burgos, en la muy vinatera comarca de Ribera de Duero, si de algo saben aquí es de vinos y lo demuestran en este museo, curiosamente llamado Rincón del Pasado.

Aquí los propietarios de la muestra, bajo unas recias y hermosas bóvedas de ladrillo, han reunidos objetos, vestuario de faena y herramienta y útiles del oficio. En definitiva, que este museo es un lugar más que apropiado para regalarse un viaje por la Historia del Vino. Además, y para que no falte detalle alguno, quien así lo desee podrá apuntarse a catas guiadas con vinos -¡como no!- de la Ribera del Duero.