Centro de León

León, pese a ser una ciudad pequeña, acoge algunos de los monumentos más interesantes de España y es un lugar con una gran riqueza cultural y muy dinámica. Los principales puntos de interés turístico se sitúan en el entorno del centro de León, por lo que es en esta zona donde se pueden encontrar la mayor parte de los apartamentos turísticos y de los hoteles. Las posibilidades de alojamiento son múltiples y se adaptan a todos los bolsillos, pues entre los hoteles en el centro de León se pueden encontrar pequeños hoteles con encanto, hoteles ubicados en edificios históricos y las principales cadenas hoteleras nacionales. También hay una amplia oferta de apartamentos turísticos, algunos como ofertas alternativas de algunos hoteles y otros gestionados por pequeñas empresas turísticas que han habilitado apartamentos en algunos edificios antiguos con mucho encanto. En general,la oferta de apartamentos es buena y es habitual que cuente con conexión wifi y con mobiliario moderno, con lo que se convierte en una opción muy adecuada para familias y grupos de amigos.

La Catedral de León es tal vez el monumento más representativo del centro de León, el símbolo de la ciudad y uno de los tesoros monumentales de España. Se trata de un templo gótico de gran belleza en el que destacan, sin ninguna duda, sus espectaculares vidrieras que ocupan una superficie de mil ochocientos metros cuadrados. La basílica de San Isidoro es otro lugar de visita ineludible, pues es uno de los edificios de estilo románico mejor conservados de todo el país. Pero, además de sus monumentos, en el centro de León se pueden encontrar otros lugares encantadores, como su bonita plaza Mayor, lugar en el que se ubica el ayuntamiento, un bonito edificio barroco. Además, por toda la ciudad se reparten casas señoriales y numerosos palacetes, con lo que merece la pena recorrer a pie sus calles. Y no se puede visitar el centro de León sin pasar a tomar unas tapas en el popular Barrio Húmedo, lugar que destaca por el trazado medieval de sus calles y por albergar un gran número de bares y restaurantes donde degustar las especialidades gastronómicas de León.