Muxía

La localidad de Muxía se encuentra en Galicia, en la provincia de La Coruña, en plena Costa da Morte. Esta población es conocida por ser una zona en la que eran habituales los naufragios, debido a la escarpada costa. A poca distancia se encuentra el faro de Finisterre, que era considerado por los romanos como el fin del mundo. Es una población situada a unos 100 kilómetros de La Coruña y que casi siempre ha vivido de la pesca y de las actividades vinculadas al mar. En la actualidad también se ha convertido en parte de los pueblos de costa turísticos en esta zona de Finisterre o Fisterra.

Uno de los principales lugares que hay que visitar en la localidad es el famoso Santuario da Virxen da Barca o de la Virgen de la Barca. Un santuario fundado en la Edad Media, siendo la iglesia actual de estilo barroco. Frente al santuario se encuentra la 'pedra de abalar', una piedra a la que se sube la gente para moverla y que se dice que es la barca del apóstol que dejó allí en su encuentro con la Virgen. Se dice que si se suben y la piedra se mueve, la gente está libre de pecado y que si 'abala' sola es que va a ocurrir una desgracia. Cerca también hay que ver el hórreo de San Martiño de Ozón, uno de los más largos de Galicia.

En Muxía se puede disfrutar de estupendas playas durante el verano, como la playa da Cruz, cerca del santuario, o la playa Arnela. Por esta localidad también pasa la conocida ruta de senderismo llamada 'Ruta dos Faros', ya que recorre la zona de la costa y sus faros. Desde aquí se hace el recorrido por la costa hasta Nemiña. También es posible disfrutar de una sencilla ruta por el paseo marítimo de la localidad para buscar después un restaurante en el que probar los productos típicos del mar.

El alojamiento en Muxía se concentra en la zona cercana al santuario y al centro o la zona de las playas. Es posible alojarse en un hotel moderno y acogedor, ya que los hay con categoría de hasta cuatro estrellas. Por otro lado, en la localidad está disponible algún hostal para disfrutar de un sencillo alojamiento. Los apartamentos turísticos con todas las comodidades son cada vez más habituales, ya que ofrecen intimidad y espacios amplios para familias o grupos. En las afueras también se puede encontrar alguna casa rural.

Llegar a Muxía es posible desde dos de los aeropuertos de Galicia. El aeropuerto de La Coruña se encuentra a 95 kilómetros y el de Santiago de Compostela está a 86 kilómetros. Hay líneas de autobuses que pueden llevar hasta el centro de las ciudades, en donde poder coger autobuses directos a Muxía en compañías como Monbus. Otra opción muy interesante es la de alquilar un coche, ya que en Galicia hay muchas carreteras secundarias y horarios poco frecuentes en algunas rutas. El coche aporta mucha más libertad de movimiento. El taxi es otra opción, aunque resulta menos económico.

Visitar Muxía durante la Romería de Nuestra Señora de Barca es una gran idea, ya que es su principal fiesta. Se celebra durante el segundo domingo de septiembre. En las zonas de costa también es importante la celebración de las fiestas del Carmen, durante el mes de julio. En esta localidad se puede degustar la mejor gastronomía gallega de costa. En sus restaurantes se pueden probar platos como las almejas a la marinera, el bogavante a la plancha o las cigalas. El 'pulpo á feira' es otro de los platos típicos gallegos que se deben probar.