Mahón - Maó

Mahón (Maó en catalán), la capital de la bella isla balear de Menorca, cuenta con 28.000 habitantes y es considerado uno de los mejores puertos naturales del mundo. Ofrece atractivos puntos de interés, enclaves con encanto y un espectacular dinamismo nocturno, no en vano es la principal zona de fiesta de Menorca, dotada con una escena ambiental y de marcha inolvidable.

Qué ver en Mahón

La Fortaleza de la Mola, situada en el puerto, es una estructura defensiva que resultó determinante para la protección de la isla contra la amenaza británica. Construida entre 1848 y 1875, es uno de los mejores ejemplos de arquitectura militar del siglo XIX, cuya visita dura entre dos y tres horas. Asimismo, el Museo de Menorca, emplazado en un antiguo convento, expone interesantes objetos prehistóricos hallados en la isla.

El Ayuntamiento es, también, un atractivo turístico destacado, especialmente por la presencia del reloj traído a la isla por Richard Kane, un mítico gobernador inglés. El Bastión de Sant Roc, antigua puerta principal de la muralla, es otra de las visitas imprescindibles en esta localidad menorquina.

Qué hacer en Mahón

La música es inherente a esta población. En ella se celebra su propia Semana internacional de la Ópera, al tiempo que se organiza el Festival Internacional de Órgano en la iglesia de Santa María, cuyo órgano con 4 teclados y más de 3000 tubos, fechado en el siglo XIX, resulta extraordinario de escuchar. Además, en verano, tiene lugar el Festival de Música d'Estiu, cuyos ritmos y alegría llenan las calles mahonesas.

En el entorno de la ciudad se encuentran otros atractivos como el Fuerte de Marlborough, el Faro de Favaritx, cuyo sorprendente y abrupto paisaje lunar resulta incomparable, Punta Prima y el coqueto pueblecito pescador de Binibeca.

Dónde dormir

Da igual si se busca un hotel con encanto, un resort pleno de servicios o un hostal familiar y acogedor. En Mahón las opciones de alojamiento son numerosas y fiables. Además, la mayoría de los hoteles menorquinos con mejor relación entre la calidad, el servicio y el precio se encuentran en esta ciudad. También es posible encontrar buenos campings y albergues juveniles, así como alquilar un apartamento o una villa en condiciones óptimas y a precios ajustados.

Transporte

Los ferrys procedentes de Barcelona, Palma de Mallorca y Valencia son una alternativa de transporte cómoda, segura, ágil y singular para llegar a este puerto. Con una oferta de hasta 13 travesías por semana, los trayectos duran alrededor de 7, 5 y 14 horas respectivamente. Por otra parte, la red de carreteras de la isla está muy bien diseñada, por lo que circular en coche propio, alquilar un automóvil o moverse en autobús son buenas maneras para llegar a esta población. La carretera C721, que conecta Ciudadela y Mahón, es el eje principal viario de Menorca.

Otros datos de interés

El queso de Mahón es una delicia imprescindible para cualquier viajero, incluso si los quesos no constituyen su debilidad gastronómica. Artesanal, elaborado con pasta prensada no cocida y de un carismático color anaranjado, posee una tradición histórica en su elaboración que ha sido reconocida por su propia Denominación de Origen. Además, la cocina mahonesa fusiona con habilidad las recetas pastoriles, marineras y agriculturas, proporcionando al paladar platos tan cautivadores como la caldereta de langosta, la sopa oliaigua, el guiso de perdiz con col y la berenjena rellena a la menorquina. Otros elementos suculentos son la sobrasada, la mantequilla negra o el arroz de la tierra, mientras que los postres autóctonos endulzan la existencia de los comensales, en especial los pastissets y la coca. Bebidas como la malvasía, el licor de ros y la popular ginebra Gin Xoriguer, también son características.