Collioure

La comuna francesa Collioure se sitúa en la zona sur del país, en el departamento de los Pirineos Orientales. Esta población se encuentra en la costa y forma parte de la comarca histórica del Rosellón. En el siglo VII esta zona se convirtió en una población comercial debido a su ubicación privilegiada en la costa mediterránea. Siglos más tarde sería fortificada para protegerla de los ataques por mar y se convertiría en la residencia de verano de los Reyes de Mallorca. De los siglos XV al XVIII la villa pasó de forma sucesiva a ser parte de España y de Francia. En el año 1659, con el Tratado de los Pirineos, la población se incluyó de forma definitiva en la corona francesa.

Una de las visitas obligadas en la ciudad francesa, sobre todo para aquellos aficionados a la literatura, es el cementerio de la villa, ya que en él se encuentra enterrado el escritor Antonio Machado, exiliado a esta ciudad durante la Guerra Civil. Su monumento más importante es el Castillo Real, que data del año 673. Este castillo fue utilizado como prisión en el año 1939. Otro punto de interés es la Iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles, del siglo XVII, que cuenta con una rica decoración interior. También es posible descubrir las edificaciones fortificadas de la ciudad, como el Fort Carré Rond, el Fort Miradou o el Fuerte de San Telmo. En la ciudad se encuentra uno de los molinos más antiguos del Rosellón, del siglo XIV.

En la población francesa de Collioure se puede realizar el Camino del Fauvismo. Esta interesante ruta es un camino en el que hay varios paneles con reproducciones de pinturas de Mattisse y Derain, lo que demuestra cómo esta bella localidad inspiró a varios artistas. En esta villa es posible pasear por El Moré, el antiguo barrio de pescadores que es una de sus partes más pintorescas, con callejuelas que se conectan por escaleras.

En la ciudad costera de Collioure se puede disfrutar de un variado alojamiento de calidad, con la posibilidad de pasar una cómoda estancia en un hotel de hasta cuatro estrellas. Muchos de los alojamientos están cerca de la zona de costa y cuentan con vistas al mar. En el centro hay desde modernos bed and breakfast a un hostal. Con el auge del turismo han aparecido un gran número de apartamentos que ofrecen todas las comodidades para las familias en las zonas más céntricas. Asimismo, para quienes disfruten de los espacios tranquilos hay casas rurales en las afueras.

Para llegar a la población de Collioure es posible coger un avión hasta el aeropuerto de Perpignan, situado a 39 kilómetros. Si no llegan vuelos a este aeropuerto, también se puede ir al de Barcelona, ubicado a 211 kilómetros. Desde ambas ciudades es posible coger trenes para llegar a la población de Collioure, que se encuentra bien comunicada con otras ciudades francesas y con la Península. El autobús es otro transporte que se puede usar desde los aeropuertos, aunque la duración del viaje es mayor.

Collioure es una población que cuenta con diversas fiestas. En febrero se celebra el día de Antonio Machado, teniendo en cuenta la importancia del escritor en la villa. El 14 de julio es Fiesta Nacional y del 14 al 18 de agosto se celebra la Fiesta de San Vicente, que es la más importante. En cuanto a su gastronomía, si hay un producto que se debe destacar son las anchoas, que se incluyen en los platos catalanes desde hace siglos. Asimismo, destacan los vinos de la zona, como el Banyuls dulce.