¿Necesitas ayuda?

365 días/24 horas para incidencias sobre reservas

Gestiona tu reserva

Inicia sesión

¿Has olvidado tu contraseña?

o accede con

Crea tu cuenta

o crea tu cuenta con

  • Acumula dinero

    Con Invita a un amigo y Mi Monedero ahorrarás en tus reservas

  • Ofertas exclusivas

    Recibe las mejores ofertas y promociones en tu email

  • Guarda tus búsquedas

    Vuelve a consultar tus destinos y hoteles favoritos cuando quieras

Consigue descuentos exclusivos

Inicia sesión

Hoteles en Parque Natural de Ses Salines

Parque Natural Ses Salines

Cualquiera que conoce este territorio saca la misma conclusión: se trata de uno de los territorios mejor conservados de todo el Mar Mediterráneo. Se podría destacar algo –sus praderas de posodonia oceánica, su sistema dunar o las más de doscientas especies de aves censadas-, pero, verdaderamente, si por algo sobresale este lugar, este paraje, es por el conjunto, por la suma de de luces, colores, formas y aromas que lo convierten en único, en todo un regalo de la naturaleza.

De entre todas las riquezas del parque, las praderas de posodonia son especialmente importantes. La presencia de este tipo de vegetación favorece, asegura, que vivan aquí una importante colonia de peces que encuentran en el paraje alimento y morada… además de proteger el hábitat de la erosión propia que provocaría el oleaje (para entendernos, el manto de posodonia actúa como un cepillo vegetal, frenando la acción de las olas). Que decir tiene que la suma de todas estas circunstancias suena, a oídos del buceador, a música celestial.

Las salinas –de las que toma el nombre el parque-; las playas de Illetes, Levante y de Es Trocadors; los humedales del Estany des Peix y el Estany Prudent; las islas de S’espardell y S’esparbelló… si es posible, nada debería quedar sin ser conocido, sin ser visto, durante la visita al paraje. Y en cuanto a conocer, no se trataría sólo de ver. Estaría bien, antes de acercarse, documentarse sobre el parque. Estaría bien, una vez allí, hablar con los paisanos que lo habitan. Así, por ejemplo, y además de convertirse uno en viajero mas que en turista, podrá saber cual es el uso que, desde siempre se ha dado, a los canales, estanques, molinos, acequias y puentes que forman parte del encanto paisajístico de la zona de las salinas, por otra parte, el mayor y principal sustento de vida de la población local.

Situado entre las islas de Ibiza y Formentera, y compartido por ambos, el parque natural de Ses Salines son 16.781 hectáreas de agua y tierra. O sea, que se puede visitar tanto en excursión náutica o paseo senderista –o ciclista-. En el caso de lo que apetezca es navegar, cada día salen, desde el puerto de Santa Eulalia (Formentera), barcos que recorren puntos como Es Cavallet, Salinas, Formentera, Sa Torreta y Es Palmador. La salida es a las 12.00 h y la vuelta a las 19.00 h. En el caso, de ser el puerto de Ibiza el punto de partida, el viaje será hasta la vecina isla de Formentera y Ses Salines, Cala d’Hort y Es Vedrá.

¿Y que ocurre con senderistas y ciclistas que quieran recorrer Ses Salines? Pues tampoco habrán de faltarles propuestas. Las encontrarán, balizadas, en la parte ibicenca del parque.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideraremos que acepta su uso.

Más información

Cerrar
↑