Todo el que ha conocido el campo de nieve de la Rabassa, situado en la parroquia de Sant Julià de Lòria (Andorra) sabe que aquí se disfruta de la nieve como en pocos sitios. En realidad, es una suerte de parque temático de la nieve montado para disfrute, sobretodo, de los más peques… ya sea en familia o en grupo. Además, no es extraño que se dejen caer por aquí aficionados al deporte discapacitados… ya sea en asociaciones o en compañía de familiares y amigos. Los monitores del campo están tan capacitados para echar una mano, que hasta equipos de la ONCE son habituales del lugar.

Las posibilidades del lugar, son muchas. Por ejemplo, en una zona cerrada y acotada, una cinta transportadora, de cuarenta metros, empuja a hacer los primeros pinitos en técnicas de descenso. La verdad es que en esta estación nórdica lo difícil es, si se es mínimamente activo, no encontrar algo que se ajuste al gusto e interés de cada cual: toboganes, trineos, construcción de igloos, programas que combinan la nieve con diferentes deportes, quince pistas marcadas...

Además, el entorno de la estación, rodeada de bosques, resulta ideal para iniciarse en esquí de fondo. La instalación dispone de una amplia red de pistas de varias longitudes y dificultades en un marco natural incomparable.

Para completar la oferta, La Rabassa funciona en colaboración con de Plateau de Beille, la estación nórdica más grande y más famosa de los Pirineos franceses y con la que se organizan actividades conjuntas. Ofrecen precios especiales y operan servicios conjuntos.

Reserva tu hotel en Sant Julia de Loria al mejor precio