Londres es uno de esos destinos que no necesita tarjeta de presentación y es que la capital británica es un lugar que, de una manera u otra, todos lo hemos recorrido cientos de veces en canciones, libros, películas, series...

No obstante tiene mucho por descubrir y es que esta ciudad inglesa está llena de reclamos para todo tipo de viajeros. Por ello disfruta también de una amplia oferta de alojamientos que se adaptan a cualquier tipo de necesidad y de bolsillo. Los hay en el mismo centro o en zonas más tranquilas. Lo más importante es que haya una boca de metro cerca, ya que el “underground” londinense recorre todos los puntos importantes de la ciudad, a los que llega en pocos minutos.

Los imprescindibles de Londres

Uno no puede viajar a Londres y no visitar sus monumentos y enclaves más conocidos como lo son el Parlamento, el Big Ben, la Abadía de Westminster, la Torre de Londres, Picadilly Circus, Oxford Street, Buckingham Palace o el Puente de Londres. En el extremo contrario, si se quiere ver el Londres más creativo y moderno, una de las opciones es pasear por sus barrios menos convencionales como Candem, Notting Hill o Bricke Lane. En sus calles se descubren cientos de puestos y de tiendas que venden productos de lo más variopinto.

Atención amantes de la cultura

Para amantes de la cultura la oferta de museos es impresionante, puesto que alberga algunos de los mejores centros de arte y arqueología del mundo. No hay que perderse, entre otros muchos, el British Museum, la National Gallery, la Tate Gallery, la Galería Saatchi o el Victoria & Albert Museum, en donde las exposiciones permanentes se mezclan con las temporales.

Pasear por sus parques

Tras un día de caminar si se quiere descansar y, si el famoso tiempo británico lo permite, uno de sus muchos parques esperan con su césped verde y sus bancos de madera. Regent´s Park y Hyde Park son los más conocidos, pero no los únicos. Os recomendamos Greenwich Park, donde los atardeceres os invitarán a observar como el sol desaparece entre los edificios de la Londres más actual.

Para ir con niños

Por último si se viaja con niños es un destino ideal. Además de que los pequeños podrán demostrar sus habilidades con el inglés encontrarán lugares que no podrán olvidar fácilmente como el Museo de Historia Natural, el Museo de Sherlock Holmes o el Museo de Cera. Y por supuesto, se puede explorar el Londres más muggle de Harry Potter.

No esperéis más y aprovechad nuestras ofertas de alojamiento en Londres. Enjoy them!