p { margin-bottom: 0.25cm; line-height: 120%; }a:link { }

Los mercadillos de Navidad tienen una larga tradición popular en los países del norte de Europa.

En Estocolmo, no sabemos si la Navidad sorprende a la capital sueca o es la ciudad la que sorprende a la Navidad. En nuestra opinión, creemos que ambas están dispuestas a sorprenderse mutuamente. ¡Y esto lo nota el viajero! Por eso, más de uno elige perderse por Estocolmo durante el Adviento.

Y después de crear expectativa, ¡vámonos a Estocolmo! ¿Te parece?

En el centro de la ciudad encontramos el mercado de Skansen, ambiente de época con un museo al aire libre para fabricar nuestros propios productos como: velas, pan, adornos...  Eso sí, no perdamos de vista el trabajo de los verdaderos artesanos. No solo para inspirarnos en nuestras creaciones, sino, sobre todo por si nuestra "obra de arte" no nos queda como esperábamos. En cualquier caso, habrá sido una experiencia genial. Lo importante no es el resultado, sino la intención.

¿Seguimos con el recorrido?

Si continuamos por las adoquinadas calles del casco antiguo y dirigimos el paso en dirección a las campanadas de las iglesias, nos será fácil encontrar plazuelas con su puestos llenos de castañas asadas, vino caliente especiado, galletas de jengibre… Además de, artesanía local, juguetes hechos a mano y adornos para llevarnos a casa.

Aquí es parada obligatoria el mercado Gamla Stan, feria con un toque real, ya que se encuentra junto al admirado Palacio Real (Kungliga Slottet). Si tu reserva incluye el día 13 de diciembre, podrás celebrar la fiesta de Santa Lucia y disfrutar de multitud de conciertos con motivo de la festividad, la mayoría en las iglesias. Así puedes aprovechar para tomar asiento, y entrar en calor antes de seguir con el paseo.

La visita puede continuar en el mercado de Kungsträdgården, localizado en pleno corazón de la zona comercial. Aprovecha para ponerte unos patines y disfrutar de una escena propia de postal navideña en su pista de hielo. Eso sí, hazlo antes de tomarte un vaso de glögg: su famoso vino aderezado con especias. Pídete uno a nuestra salud y moja él una pepparkakor (galleta de jengibre). O mucho mejor, un lussekatter, delicioso bollo de canela.

Los palacios y fincas en los alrededores de la ciudad también organizan mercados alternativos. Estas excursiones son ideales para hacer salidas de un día y volver a casa con la sensación de haber visto mucho más que el centro de Estocolmo. Curiosos son los que se celebran en zonas concretas del archipiélago. Para llegar a ellos, podemos tomar un barco desde el centro de Estocolmo... encantador ¿verdad?

Y de Estocolmo, ponemos rumbo a  Göteborg, la segunda ciudad más grande de Suecia está localizada en la costa oeste del país, en la desembocadura del río Göta älv, en el estrecho de Kattegat. Su mercadillo de Navidad en Liseberg es el más grande del país. Aquí puedes encontrar todo lo relacionado con estas fiestas y probar el famoso "julbord" (buffet de Navidad) sueco.Te recomendamos hacer una travesía por el canal a borde del barco Paddan, desde el centro de la ciudad hasta Liseberg. Así podrás disfrutar, desde una perspectiva más acuática la iluminación y decoración de las fachadas en los edificiosparalelos al canal. Son varios los mercadillos que se extienden por toda la ciudad desde Haga, Nordstan, Kronhuset y Gustav Adolfs Torg, hasta las afueras; incluida la bella mansión y jardines de Gunnebo Slott. ¡Vísítalos todos! y entre mercado y mercado haz una pausa. O haz una "fika", como dicen los suecos, y entra en calor con un café o té, acompañado de un azucarado dulce. Entra en cualquier cafecito de la zona de Haga y haz tu pausa a la sueca.   Haz una escapada diferente para llenarte de espíritu navideño y reserva ahora Suecia al mejor precio.