El día 23 de abril es el día del patrón de Aragón, San Jorge. Esa jornada es festiva en la comunidad y en muchos puntos de su geografía se realizan ferias de libros y actividades para todas las edades. Pero además, es una buena excusa para conocer a este tesoro de interior, capaz de sorprender con su gastronomía y encanto a los visitantes. Para que lo disfrutéis os traemos cuatro hoteles donde pasar la noche en Aragón.

Gran Hotel Botánicos, Teruel

Teruel es una ciudad bonita, en la que los últimos años ha habido una fuerte inversión en turismo y se ha promovido la llegada de visitantes ofreciéndoles unos servicios de alta calidad que se completan con una oferta amplia patrimonial. Acercaros hasta Dinópolis (si vais con niños es una opción que les encantará) o visitad los vestigios mudéjares que hay en la localidad (Patrimonio de la Humanidad). Para descansar, podéis hacer noche en el Gran Hotel Botánicos, de reciente apertura. Es un cuatro estrellas, cercano a la estación de tren y a pocos minutos del casco histórico, que dispone de unas instalaciones nuevas que incluyen solárium, salas para reuniones, parking, restaurante y un variado y rico desayuno buffet. Además, entre sus 55 estancias, cuenta con una con terraza privada con unas espectaculares vistas a La Vega. En San Jorge, la Plaza del Torico toma el protagonismo con puestos de libros y con diversos espectáculos.

Hotel Reina Petronila, Zaragoza

Un cinco estrellas de lujo. Este establecimiento se ubica en una zona moderna de la ciudad, dentro de un centro comercial diseñado por Rafael Moneo. De hecho, todo en el hotel es de diseño y ofrece una estancia exclusiva a un precio muy recomendable. Dentro, encontraréis 180 habitaciones, entre las que hay 23 suites y 4 grand suites. Igualmente, en su planta undécima descubriréis un spa con piscina y jacuzzi, desde el que veréis los tejados de Zaragoza. Podéis coger un taxi o un autobús urbano para llegar al Paseo Independencia, donde os sorprenderán los puestos de libros que ocupan la calle a ambos lados de la calzada cada 23 de abril.

Parador de Sos del Rey Católico, Sos del Rey Católico

La villa medieval de Sos del Católico parece detenida en el tiempo. Pensaréis así mientras recorréis las calles en busca del Parador de Sos del Rey Católico, que se ubica en la zona más alta del pueblo, desde la cual hay unas bellas vistas de los alrededores. Localidad natal de Fernando el Católico, tiene mucho que ofrecer a sus visitantes. Os entusiasmará y más si os alojáis en el Parador, donde se respira un ambiente tranquilo. Si hace bueno, sentaros a tomar un café en su terraza y disfrutad del entorno. Además de visitar Sos, no os perdáis Uncastillo, Sádaba y demás localidades de las Cinco Villas. Vuestra estancia se convertirá en un viaje al Aragón de los castillos y los reyes.

Hotel & Spa Real Jaca

Jaca es un enclave del Pirineo con atractivos durante todos los periodos del año. Ya sea por la cercanía de estaciones de esquí, de enclaves naturales para la práctica de BTT o senderismo o por el patrimonio arquitectónico de gran importancia histórica. Si vais deberíais pasar varios días. Para conocer bien la zoma, podéis alojaros en el Hotel & Spa Real Jaca, un hotel acogedor que ofrece a sus huéspedes la posibilidad de relajarse en un spa. Allí podréis recibir tratamientos o visitar las distintas instalaciones que incluyen baño turco, sauna, jacuzzi... Igualmente, si no os apetece salir del hotel, hay un restaurante con un menú sencillo y variado. Las actividades de San Jorge tienen lugar en la Plaza de San Pedro, la Plaza de la Catedral y las calles del casco antiguo.